Remedios Caseros para la Sinusitis.

La sinusitis es la inflamación de los senos paranasales, unas bolsas aéreas o cavidades dentro de la cabeza. La sinusitis puede aliviarse con remedios caseros. Todas las personas tienen 8 senos paranasales, es decir, 4 pares, por las que entra y sale aire de las vías aéreas. Los senos dan resonancia a la voz y mantienen humectados los conductos sinusales. Cuando se inflaman, se produce dolor en la parte superior del rostro, además de otros síntomas angustiantes. No es una enfermedad que pone en riesgo la vida, pero puede llegar a ser crónica si dura más de 12 semanas, lo cual conlleva molestias más severas.

Síntomas de la Sinusitis.

La sinusitis produce congestión nasal, dolor en la frente, detrás de los ojos o en toda la cabeza, sensación de congestión facial, sensación de presión en el rostro al inclinarse hacia adelante, escurrimiento nasal de color verdoso, fatiga, mal aliento y dolor de dientes.

La sinusitis aguda, que dura hasta 4 semanas, es resultado de una infección respiratoria debido a bacterias.

Causas.

La sinusitis aguda, que dura hasta 4 semanas, es resultado de una infección respiratoria debido a bacterias. La sinusitis crónica está relacionada con las alergias causadas por sustancias o partículas que se inhalan por la nariz. Otras causas son infecciones por virus u hongos y problemas nasales debido a una estructura anormal de la nariz.

Tratamiento.

Cuando la sinusitis se debe a una infección por bacterias, los médicos convencionales tratan esta primero con antibióticos que se toman durante varias semanas. También se recetan medicamentos para descongestionar las vías nasales y despejar los senos obstruidos, pero no se recomienda su uso durante más de una semana.

Algunos efectivos remedios caseros para la sinusitis, son:

11 Remedios caseros para la Sinusitis.

1. Té de cálamo aromático.

Haz una decocción con la raíz del cálamo aromático (Acorus calamus), y bebe 1 taza del té 3 veces al día.

Sigue las recomendaciones indicadas para hacer una decocción, útil para descongestionar.

2. Té de Tinospora cordifolia.

La Tinospora cordifolia es una hierba que ha sido usada por los practicantes del Ayurveda para tratar un amplio número de problemas de salud. Dado que tiene propiedades descongestivas, usa las hojas, prepara té y bebe 3 tazas al día.

3. Tintura de sauco y equinácea.

Haz una tintura con:

Una vez lista, toma 5 ml 3 veces al día.

4. Té de menta.

Otro té descongestivo es el de menta (Mentha x piperita). Para hacerlo, vierte 1 cucharilla colmada de hojas secas en 1 taza de agua hirviendo, deja reposar durante 15 minutos y bébelo.

También puedes hacer una taza del té con 2 bolsitas que se consiguen en supermercados. No olvides inhalar a conciencia los vapores que expide la menta.

5. Sopa de verduras y hierbas.

Prepara una sopa de verduras de la forma en que acostumbras, pero agrégale:

  • jengibre (Zingiber officinale),
  • rábano rusticano (Armoracia rusticana) y
  • mayor cantidad de cebolla y
  • ajo.

Si no tienes inconveniente, también añade un poco de pimiento o chile picante, y tómala 2 veces al día para ayudarte a descongestionar los senos nasales.

6. Té de agrimonia.

Para facilitar o acelerar la descarga de moco, una vez que este empieza a salir, bebe 1 o 2 tazas de té de hojas secas de agrimonia (Agrimonia eupatoria), una hierba con propiedades astringentes. Basta con añadir 2 cucharillas de la hierba en 1 taza con agua hirviendo, y dejar reposar durante 10-15 minutos. Bébelo a lo largo del día (hasta 3 tazas).

7. Inhalar aceites naturales.

Los aceites esenciales de algunas hierbas brindan un gran alivio pues estimulan las paredes de los senos nasales. Consigue una botella pequeña de vidrio o plástico y vierte en ella:

  • 5 gotas de aceite esencial de pino (Pinus sylvestris),
  • 6 gotas de aceite esencial de menta,
  • 5 gotas de aceite esencial de lavanda,
  • 30 ml de tintura de benjuí (Styrax benzoin) y
  • 2.5 ml de aceite esencial de eucalipto (Eucalyptus globulus).

Agita muy bien para mezclar todo. Después, agrega 1 cucharilla a ½ l de agua hirviendo.

Acerca un poco tu rostro para inhalar el vapor durante unos 2 minutos. Cubre tu cabeza con una toalla y no te acerques demasiado para evitar quemarte.

Cómo hacer aceite medicinal en casa.

8. Aceite de menta.

Un remedio más simple que el anterior consiste en añadir 3 gotas de aceite esencial de menta a 2 tazas con agua hirviendo. Inhala el vapor durante 1 minuto, una vez en la noche y otra en la mañana.

9. Infusión de flores.

Haz una infusión con flores de saúco negro (Sambucus nigra), y bebe 3 o 4 tazas calientes al día. Funciona como descongestivo y expectorante, y estimula la sudoración.

10. Masaje con aceites.

Mezcla 5 ml de aceite de sésamo (Sesamum indicum) y 2 gotas de aceite esencial de limón o eucalipto. Pon un chorrito en la palma de tu mano, frota ambas manos y da un masaje suave a la piel que está sobre los senos nasales: la nariz, la zona entre las cejas, los pómulos y alrededor. Repítelo 2 veces al día.

11. Tintura de equinácea.

Si tu sinusitis es aguda, refuerza tu sistema inmunitario con una tintura de equinácea, usando raíz seca. Corta finamente 120 g, deposítala en un frasco y añádele ½ l de vodka. Tapa el recipiente y deja reposar el preparado. Sigue las instrucciones recomendadas. Una vez que esté listo, toma ½ cucharilla cada 60 minutos durante 1 día. Si tu sinusitis es crónica, toma ½ cucharilla 3 veces al día durante 2 semanas, descansa 1 semana y repite la dosis.

Recomendaciones…

  • Beber gran cantidad de líquido, para hidratarte y adelgazar el moco.
  • Evitar experimentar cambios bruscos de temperatura.

Otras opciones…

  • 1 cucharilla de rábano rusticano en trozos, masticado para descongestionar y desinflamar. No lo tragues, escupe los trozos después de unos minutos.
  • 1 taza 3 veces al día de infusión de raíz de jengibre, endulzada con un poco de miel.

Remedios caseros para sinusitis (No herbales).

1. Paño sobre la frente.

-Moja un paño pequeño en agua caliente, exprímelo y colócalo sobre la frente y el puente de la nariz. Déjalo ahí durante 3 minutos, retíralo y hazlo de nuevo. Repite esta acción 2 o 3 veces al día para aliviar la congestión.

2. Ducha con agua caliente.

-Llena tu tina con agua caliente o toma una ducha durante 8 minutos todos los días durante el tiempo que dure la condición. Esto contribuye a aliviar la congestión de los senos paranasales.

3. Solución con Vicks VapoRub.

-Pon agua a calentar a fuego bajo hasta que hierva, y entonces agrega 1 cucharilla de Vicks VapoRub. Cubre tu cabeza y hombros con una toalla y acércate a 25-30 centímetros del recipiente para inhalar el vapor durante 15 minutos.

4. Limpia la cavidad nasal.

-Limpia tu cavidad nasal con ayuda de una jeringa estéril o una pera de goma. Usa una solución preparada con 1/3 de cucharilla de sal no yodada y ¼ de cucharilla de bicarbonato de sodio en 1 taza con agua tibia. Cuando termines, unta un poco de aceite de almendras alrededor de las fosas nasales. Hazlo cada 2-3 días.

 

 

Fuentes

https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/000647.htm

Rosemary Gladstar. (2012). Medicinal herbs. A beginner’s guide. Storey Publishing.

Anne McIntyre. (2005). Herbal treatment of children. Western and ayurvedic perspectives. Estados Unidos: Elsevier Butterworth-Heinemann.

David Hoffmann. (2003). Medical herbalism. The science and practice of herbal medicine. Estados Unidos: Healing Arts Press.

Linda B. White, Barbara Brownell Grogan, Barbara H. Seeber. (2013). 500 time-tested home remedies and the science behind them. Fair Winds Press.

Linda B. White, Barbara Brownell Grogan, Barbara H. Seeber. (2013). 500 time-tested home remedies and the science behind them. Fair Winds Press.

Editors of Reader’s Digest. (2004). 1,801 home remedies.