Remedios Caseros para la Celulitis.

La celulitis es uno de los más grandes dolores de cabeza para muchas mujeres, aunque se trata generalmente de un problema estético poco grave y puede ser solucionada con remedios caseros. Conocida también como “piel de naranja”, afecta más a mujeres que a hombres, y puede aparecer incluso en personas delgadas.

La palabra celulitis se refiere a una condición en la que se forman depósitos de grasa debajo de la superficie de la piel, dándole un aspecto típico en el que se aprecian hoyuelos. Una cantidad moderada de celulitis puede ser considerada normal para la mayor parte de los médicos, pero su aspecto a menudo lleva a muchas personas a intentar eliminarla por medio de productos comerciales.

Síntomas de la Celulitis.

Se detecta por la aparición de hoyuelos o nódulos en ciertas partes del cuerpo, especialmente glúteos, muslos, caderas y hasta abdomen. En algunos casos puede aparecer en los brazos y en el busto. Por lo general, no es apreciable a través de la ropa, pero sí puede observarse cuando se usan faldas o pantalones cortos. Si es leve, se observa al presionar la piel.

En el presente existe infinidad de productos y tratamientos que prometen acabar con la celulitis, pero hay poca evidencia de su efectividad completa.

Causas.

La celulitis es grasa que empuja el tejido conectivo; esto provoca que la piel encima de la grasa y el tejido se eleve y entonces desarrolla zonas más elevadas u hondas.

No hay una sola causa para la celulitis, pues su desarrollo está influido por la genética, cambios hormonales, la dieta, el metabolismo o la forma en que el cuerpo quema energía, la falta de actividad física y la deshidratación. El riesgo es mayor si una persona consume muchos alimentos grasosos, si lleva un estilo de vida sedentario y si un familiar directo (madre, hermana) padece celulitis.

Tratamiento.

En el presente existe infinidad de productos y tratamientos que prometen acabar con la celulitis, pero hay poca evidencia de su efectividad completa. Muchas mujeres se someten a liposucción, mesoterapia y masajes, y usan cremas que ayudan a disolver la grasa y suavizar la piel.

Los médicos recomiendan mantener un peso adecuado, hacer ejercicio regularmente, beber agua y otros líquidos para estar hidratado, no fumar y consumir alimentos saludables y ricos en fibra. Como es más visible en pieles claras, usar autobronceador en las zonas afectadas puede ayudar a hacerla menos obvia.

Remedios caseros para la celulitis (Video).

4 Remedios caseros para la celulitis.

Aún no hay suficiente evidencia para asegurar que la celulitis se cura, pero con estos remedios puedes atenuar su apariencia o evitar que se vuelva más grave.

1. Bebe infusión de ortiga

-Para descongestionar los tejidos, bebe 3 tazas al día de una infusión de ortiga (Urtica dioica). Esta hierba se ha usado ampliamente como desintoxicante gracias a su acción diurética. Vierte 2 cucharillas de hojas secas picadas en 1 taza con agua hervida y deja reposar durante 15 minutos antes de beber. Hazlo regularmente.

Si aún no tienes celulitis puedes beber 1 taza del té varias veces a la semana para ayudar a reducir el riesgo de desarrollarla. Además, la ortiga es una hierba con muchos nutrientes.

2. Bebe té verde

-El té verde (Camellia sinensis) tiene propiedades desintoxicantes, lipolíticas, descongestivas y diuréticas, y promueve la circulación. Si tienes hojas frescas o secas de la planta, usa 1 cucharilla por cada taza y deja reposar durante 15 minutos. Bebe unas 3 tazas al día, pero evítalo unas 3 horas antes de ir a la cama ya que puede causar insomnio.

Atención: no consumas té verde si sufres hipertensión.

3. Baño herbal

-Toma un baño de tina caliente, unas 3 veces a la semana, para limpiar el sistema linfático y ayudar a eliminar toxinas del cuerpo. Llena la tina y agrégale un chorrito de vinagre de sidra de manzana, 1 taza de hojas de romero (Rosmarinus officinalis), ½ taza de flores de lavanda (Lavandula angustifolia) y 150 g de sales de Epsom. Permanece 8 minutos en la tina.

Este baño puede evitar que la celulitis se agrave.

¿Cómo hacer baños medicinales?

4. Infusión de ulmaria

-La reina de los prados o ulmaria (Filipendula ulmaria) es una hierba que puede contribuir en la eliminación de las toxinas del cuerpo. Pruébala en infusión. Para hacer una taza, vierte 2 cucharillas de hojas secas en agua hervida y deja reposar durante 15 minutos. Bebe 2 o 3 tazas al día durante varias semanas.

Tratamientos naturales para la celulitis.

Remedios para la celulitis (No herbales).

1. Arcilla con aceite de limón

-Arcilla. Mezcla 3 cucharadas de arcilla con 3 gotas de aceite de limón (cualquier tipo). Si es necesario, usa un poco de agua. Una vez que se haga una pasta, colócala entre 2 trozos de gasa y aplica la cataplasma sobre la zona a tratar. Déjala ahí durante 30 minutos; puedes sujetarla con una venda. Enjuaga con agua fría.

Si lo prefieres, aplica la arcilla directamente sobre la piel.

2. Bebe agua con limón

-Limón y agua en las mañanas en ayunas. Bebe regularmente un vaso del jugo de un limón pequeño diluido en agua tibia.

3. Masajea la zona

-Un masaje en seco. Consigue un guante de crin o un trozo de zacate y frota la piel de abajo hacia arriba durante 5-10 minutos, para activar la circulación. Después, masajea suavemente con un chorrito de aceite mineral, de toronjil o calófila.

Recomendaciones.

-Hacer ejercicio y alimentarte sanamente. Ningún remedio es efectivo por sí solo, e incluso los productos comerciales requieren el cambio de muchos hábitos que favorecen la aparición y desarrollo de la celulitis. Incluye una rutina de ejercicio que trabaje las piernas y los glúteos.

-Frotar vigorosamente las áreas antes de aplicar un remedio sobre la piel. ¿Por qué? Al retirar las células muertas de la piel, las sustancias penetran mucho mejor a través de ella. La acción también activa la circulación local.

-Evitar usar ropa demasiado ajustada y tacones altos, que no favorecen la circulación.

 

Fuentes

https://medlineplus.gov/ency/article/002033.htm

http://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/cellulite/basics/alternative-medicine/con-20029901

Larousse. (2014). El pequeño Larousse de los consejos y secretos de las abuelas. Larousse Ediciones.

James A. Duke. (2002). Handbook of medicinal herbs. Second edition. CRC Press.

Brigitte Mars, Chrystle Fiedler. (2011). The country almanac of home remedies. Fair Winds Press.

David Hoffmann. (2003). Medical herbalism. The science and practice of herbal medicine. Estados Unidos: Healing Arts Press.