Remedios Caseros para la Anemia.

Los mejores remedios caseros para la anemia. Si te sientes continuamente cansado, tienes dificultad para concentrarte, experimentas mareos o tu piel se ha vuelto pálida, podrías tener anemia, el trastorno sanguíneo más común en el mundo.

La anemia se produce cuando el cuerpo no tiene suficientes glóbulos rojos o eritrocitos sanos (las células de la sangre) para llevar el oxígeno a los tejidos del cuerpo, o hemoglobina en cantidad suficiente. Esto es lo que ocasiona la debilidad general y algunos otros síntomas típicos de la enfermedad.

Hay varios tipos de anemia, cada una con características particulares, pero todas son afectadas por la cantidad o calidad de los glóbulos rojos. Es un padecimiento que llega a ser grave si no se atiende adecuadamente.

Síntomas de la Anemia.

Además de los síntomas mencionados, el anémico puede experimentar somnolencia durante la mayor parte del tiempo, antojo de alimentos considerados extraños (como el hielo), mareos al ponerse de pie, dificultad para respirar y falta de aire, malhumor, lengua agrietada, enrojecida o adolorida, pies y manos fríos, tonalidad azulada en la esclerótica de los ojos, uñas quebradizas, entre otros.

Los casos leves y ocasionados por deficiencia de nutrientes pueden remediarse con una dieta adecuada y suplementos de hierro.

Causas.

Debido a que existen muchos tipos de anemia, las causas son variadas. Una de las más comunes es la deficiencia de hierro, así como de ácido fólico y vitamina B12, como resultado de una dieta inadecuada, pérdida de sangre gradual, cambios en el revestimiento del estómago que impiden la correcta absorción de nutrientes y cirugía de extirpación de partes de los intestinos y el estómago. La anemia aplásica puede ser ocasionada por ciertos medicamentos, toxinas y radiación.

Tratamiento.

Los casos leves y ocasionados por deficiencia de nutrientes pueden remediarse con una dieta adecuada y suplementos de hierro, pero otras requieren transfusiones de sangre, inyecciones de eritropoyetina sintética, trasplante de médula ósea y otras técnicas médicas. El tratamiento depende del tipo de anemia que se padece, por eso es importante acudir con un médico convencional para que él lo determine antes de comenzar a tomar suplementos alimenticios.

Algunos efectivos remedios caseros para la anemia, son:

6 Remedios caseros para la Anemia.

Los siguientes remedios caseros sirven para complementar un tratamiento médico o prevenir la anemia.

1. Té o sopa de hojas de ortiga.

Las hojas de ortiga (Urtica dioica) son ricas en calcio y hierro, por lo que su consumo es adecuado para prevenir la enfermedad. Prepara té y bebe 1 taza 3 veces al día. También puedes cocinar una sopa con ellas, y tomarla diariamente. Se elabora poniendo a cocer a fuego lento, durante unos 5-10 minutos, hojas frescas en una sartén con un poco de mantequilla y pimienta. Después, licúalas. Lista la mezcla, agrega caldo y otros ingredientes de tu gusto, y cocina como prefieras.

2. Jarabe natural.

Las mujeres pierden cada mes una pequeña porción de sangre, y con ello un poco de hierro. Si necesitas restablecer tus niveles de este mineral, prepara un jarabe con

  • miel,
  • 3 partes de las hojas y 3 partes de la raíz de diente de león (Taraxacum officinale),
  • 3 partes de ortiga (Urtica dioica),
  • 3 partes de hojas de frambueso (Rubus idaeus),
  • 3 partes de hojas de alfalfa (Medicago sativa),
  • 1 parte de frutos de espino navarro (Crataegus laevigata) y
  • 2 partes de raíz de acedera (Rumex crispus).

Cuando esté listo, agrega:

  • ¼ de taza de brandy,
  • 2 cucharadas de melaza,
  • 2 cucharillas de levadura nutrimental,
  • 2 cucharillas de polvo de espirulina y
  • ½ taza de concentrado de fruta (la que desees) por cada 2 tazas.

Toma 6 cucharillas al día.

Cómo hacer un jarabe medicinal.

3. Decocción de acedera.

Para casos leves de anemia por deficiencia de hierro, prepara una decocción con raíz de acedera, deja reposar durante 15 minutos y bebe 1 taza 3 veces al día.

4. Tintura de Codonopsis pilosula.

Si padeces anemia crónica, prueba tomar diariamente ½ cucharilla 2 veces al día de tintura de raíz de Codonopsis pilosula.

Esta hierba contribuye al aumento de los niveles de células rojas de la sangre y hemoglobina, lo que ayuda a tratar la anemia.

5. Té de alfalfa.

Fortalece la sangre bebiendo 3 veces al día un té de hojas de alfalfa. Es muy fácil de preparar, solamente agrega la cantidad recomendada en una taza con agua hirviendo y deja reposar durante 15 minutos. Bébelo tibio.

6. Cápsulas de acedera.

Haz cápsulas con raíz de acedera, y toma una sola 3 veces al día. La importancia de esta hierba en la prevención y tratamiento de la anemia es que ayuda a mejorar la asimilación del hierro.

Cómo hacer cápsulas y pastillas medicinales.

Recomendaciones.

  • Acudir al médico antes de ingerir un suplemento de hierro, porque un exceso de este mineral puede afectar el corazón y el hígado.
  • Consumir alimentos ricos en hierro, como amaranto, frijoles y vegetales de hojas verdes.
  • Evitar, en la medida de lo posible, fármacos antiinflamatorios como la aspirina.
  • Evitar alimentos que inhiben la absorción de hierro, como el té, el café, el salvado de trigo y la yema de huevo.

Prueba también con…

  • 3 tazas al día de té de hojas de bardana (Arctium lappa).
  • Mangos como colación. Cómelos regularmente; en India se les consume como complemento de los tratamientos de anemia, puesto que contienen altos niveles de hierro.

Remedios caseros para la anemia (No herbales).

1. Masaje con aceites naturales.

-Si te sientes cansado y carente de vitalidad o energía, puedes recibir un masaje en todo el cuerpo con un aceite esencial que promueve la circulación. Mezcla 5 cucharadas de aceite de eucalipto y 5 cucharadas de aceite de oliva y masajea suavemente la piel de piernas, abdomen, espalda, pecho, pies e incluso brazos durante 15 minutos. Hazlo las veces que lo requieras.

2. Toma vitamina B12

-Muchas personas con anemia tienen una carencia de vitamina B12. Si es tu caso, toma diariamente un suplemento; la dosis es de 1,000 mcg de vitamina B12 en cápsulas.

3. Consume vitamina C.

-La vitamina C estimula la asimilación de hierro, estimula la circulación sanguínea y mejora la elasticidad de los vasos sanguíneos. Bebe todos los días, después del desayuno, 1 vaso con agua tibia y el jugo de 1 limón.

 

 

Fuentes

https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000560.htm

www.bioenciclopedia.com/anemia/

Rosemary Gladstar. (2008). Herbal recipes for vibrant health. Storey Publishing.

Linda B. White, Barbara Brownell Grogan, Barbara H. Seeber. (2013). 500 time-tested home remedies and the science behind them. Fair Winds Press.

Brigitte Mars, Chrystle Fiedler. (2011). The country almanac of home remedies. Fair Winds Press.

Walter Last. (2010). Heal yourself the natural way. Huckleberry Enterprises.

Mark Stengler, James F. Balch, Robin Young Balch. (2016). Prescription for natural cures. Third edition.  Turner Publishing Company.

Larousse. (2014). El pequeño Larousse de los consejos y secretos de las abuelas. Larousse Ediciones.