Remedios Caseros para la Caída del Cabello.

En promedio, una persona saludable pierde de 50 a 100 cabellos al día, lo cual es normal y no afecta a largo plazo la cabellera. Sin embargo, si notas que el número de cabellos que se caen es excesivo hasta el punto de que aparecen parches de calvicie o tu cabello se vuelve más delgado y débil, es momento de tomar medidas naturales con remedios caseros.

La pérdida de cabello también se conoce como alopecia y tiene varias causas. Algunas personas experimentan alopecia solo durante un tiempo, pero en otras la pérdida es permanente. En casos extremos puede producirse calvicie completa de la cabeza y caída del pelo de otras partes del cuerpo, como las pestañas y las cejas.

Aunque no es un padecimiento que compromete la vida del afectado, sí es un problema que puede afectar la autoestima.

La pérdida de cabello también se conoce como alopecia y tiene varias causas.

Signos de la Caída del Cabello.

Si comienzas a notar que tu cabello se cae en gran cantidad hasta encontrártelo frecuentemente en tu ropa, tus almohadas, suelo y otras partes y objetos de tu hogar, puedes estar experimentando el signo más claro de pérdida excesiva. Otros signos visibles de la caída de cabello son:

-Adelgazamiento de la cabellera que comienza en el centro del cuero cabelludo.

-Parches redondos o irregulares sin pelo.

-Debilitamiento del cabello. Puede volverse más corto, fino y suave. Basta pasar el peine o una toalla por la cabeza para que se desprendan mechones.

-Pérdida de pelo en otras partes del cuerpo.

Causas.

Existen muchas razones por las que se pierde cabello. La causa más común es genética (alopecia androgenética), pero también puede ser provocada por una enfermedad autoinmunitaria, por consumo de algunos medicamentos o drogas, por estrés, por cambios o desequilibrios hormonales, por infecciones como la tiña, por una alimentación deficiente, por uso excesivo de productos de modelado (geles, aerosoles, etcétera) y aparatos como la secadora y la plancha, por peinados muy apretados o tirantes, por técnicas de lavado, secado y peinado inadecuados, entre otros factores.

Tratamiento.

En caso de que la caída excesiva se produzca por estrés o tratamiento inadecuado del cabello es más sencillo su tratamiento, pues basta con cambiar algunos hábitos por otros más amables: descansar, usar poco champú, evitar frotarlo enérgicamente con la toalla, peinarlo despacio, disminuir el uso de aparatos de calor, dejarlo secar al aire libre, etcétera. De cualquier forma, es importante acudir con un dermatólogo para que este asegure la causa de la caída y prescriba el tratamiento adecuado para esta.

Según la causa y la gravedad, es posible que recete algunos medicamentos como minaxidil o finasterida, y que dé recomendaciones del cuidado del cabello. Una alopecia de gravedad puede tratarse con cirugía de restauración, trasplante de cabello o terapia con láser.

A continuación, veremos los mejores remedios caseros para la caída del cabello.

8 Remedios caseros para la caída del cabello.

Si tu pérdida de cabello es leve a moderada y no padeces alguna enfermedad infecciosa o que requiera un tratamiento médico intensivo, puedes probar algunos remedios herbales. Las hierbas que se mencionan a continuación tienen propiedades que ayudan a fortalecer y estimular el crecimiento del cabello.

1. Infusión de romero.

Prepara una sencilla infusión con hojas de romero (Rosmarinus officinalis) y aplícala una vez al día durante algunos días en el cuerpo cabelludo. El líquido actúa como tónico y contribuye a hacer más fuerte el cabello, ya que estimula la circulación del cuerpo cabelludo.

2. Aplicación de ajo y cebolla. (Muy recomendado)

Antes de irte a dormir frota un diente de ajo (Allium sativum) o un trozo de cebolla (Allium cepa) sobre el cuero cabelludo, preferentemente caliente, para que los activos penetren fácilmente. Lava muy bien el cabello en la mañana. Estas plantas también son estimulantes y aumentan la circulación, pero es necesario que la zona todavía tenga raíces.

3. Tintura de Cayena.

Aplica tintura de cayena (Capsicum annuum) en la zona calva durante algunos días.

4 .Loción de tomillo.

El tomillo (Thymus vulgaris), aplicado en el cuerpo cabelludo como loción de uso diario proporciona brillo natural y puede detener la caída del cabello. Úsala una vez al día hasta ver resultados.

5. Infusión de jengibre y brandy.

Sumerge algunas piezas de jengibre (Zingiber officinale) fresco y pelado en un recipiente con brandy. Frota el líquido sobre la zona calva una vez al día.

6. Jugo de cebolla y ricino. (Muy recomendado)

Mezcla jugo de cebolla fresca y aceite de ricino (Ricinus communis) a partes iguales. Aplica sobre el cuero cabelludo, tápalo con un trozo de tela o una bufanda y deja reposar toda la noche. Repite todas las noches durante 2 semanas.

7. Infusión de ortiga.

Este remedio, además de estimular el crecimiento del cabello, es eficaz en el tratamiento de la caspa: a 1 l de agua hirviendo añade 2 puñados de ortiga fresca (Urtica dioica), y deja enfriar. Puedes usar el líquido como enjuague diario.

Otros remedios herbales con ortiga consisten en dejar reposar las hojas en vinagre y agua, colar y agregar agua de colonia, o bien, mezclar 3 partes de alcohol y 1 de hojas. Ambos se dejan reposar al sol durante 2 semanas, y una vez listos se usan como enjuagues de uso frecuente.

8. Aceite de lavanda y romero.

-La caída del cabello por Alopecia areata, una enfermedad autoinmunitaria, puede tratarse en casa con una mezcla a partes iguales de aceites de lavanda (Lavandula angustifolia, L. officinalis), tomillo, romero y madera de cedro, que se aplica sobre el cuero cabelludo diariamente.

Recomendaciones.

  • Mantener una alimentación balanceada. No obstante, no se ha demostrado que tomar suplementos alimenticios sea útil en el tratamiento de la caída de cabello.
  • Dar masajes suaves con las yemas de los dedos al aplicar cualquier remedio. Si sientes irritación excesiva, retíralo inmediatamente.

Otras opciones…

  • Gel de sábila (Aloe vera) sobre el cuero cabelludo.

Remedios Caseros para la Caspa (Video).

Remedios caseros para la caída del cabello (No herbales).

1. Champú con aceite de romero.

-Consigue aceite esencial de romero en una tienda naturista, y agrega un poco a tu botella de champú. Usa 5 gotas por cada 30 ml. Es un remedio muy sencillo que puede complementar un tratamiento.

2. Consume cinc y cobre.

-Consume un suplemento de cinc y cobre, minerales muy valiosos que contribuyen al crecimiento del cabello. Toma diariamente, por 3 o 4 semanas, 30 mg de cinc y 3 mg de cobre.

3. Pasta para el cuero cabelludo.

-Mezcla 5 cucharadas de arcilla roja, 2 cucharadas de agua, 2 cucharadas de aceite de jojoba y 2 cucharadas de hidrolato de salvia. Unta generosamente sobre el cuero cabelludo, deja actuar durante 25 minutos y enjuaga con agua tibia. Si lo prefieres, lávate el cabello. Haz esto 3 o 4 veces a la semana.

Fuentes

https://www.aad.org/public/diseases/hair-and-scalp-problems/hair-loss

http://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/hair-loss/basics/definition/con-20027666

Anne McIntyre. (2005). Herbal treatment of children. Western and ayurvedic perspectives. Elsevier Butterworth-Heinemann.

Andrew Chevallier. (2007). Herbal remedies. Estados Unidos: DK Publishing.

Mark Stengler, James F. Balch, Robin Young Balch. (2016). Prescription for natural cures. Third edition.  Turner Publishing Company.

Larousse. (2014). El pequeño Larousse de los consejos y secretos de las abuelas. Larousse Ediciones.