5 Beneficios de la Sábila para la Salud.

La sábila está denominada como una planta suculenta de la subfamilia Asphodeloideae con muchos beneficios para la salud. Su apariencia es muy peculiar, pues se destaca por sus hojas estrechas y triangulares con dientes en los bordes.

Quizá no sea la planta más colorida o atractiva, pero para quienes conocen el poder de sus propiedades medicinales, la percepción cambia. La historia cuenta que incluso la reina Cleopatra utilizaba la sábila para mantener su piel sana y reluciente.

La sábila, quien también se conoce por su nombre científico Aloe vera, adquirió mucha popularidad especialmente entre el género femenino, por su acción en el tratamiento de la piel de todo el cuerpo. Es capaz de aliviar quemaduras leves por calor o exposición al Sol, desinflamar, hidratar, suavizar y cicatrizar heridas menores. Por tal motivo, numerosas cremas corporales y faciales continúan con mucho éxito en el mercado.

Propiedades de la Sábila…

No obstante, después del primer descubrimiento se fueron encontrando más beneficios de la sábila para otras áreas del cuerpo y también del organismo, pues no solo puede utilizarse de forma externa sino también interna.

Propiedades de la Sábila.

Beneficios del Aloe Vera.

Después de numerosos y largos estudios, finalmente se determinó que la sábila cuenta con más de 10 constituyentes activos, entre los que destacan los polisacáridos, enzimas, vitaminas B1, B2 Y B6, ácido fólico, calcio, sodio, magnesio y zinc. Por lo tanto, posee acciones digestivas, laxantes, diuréticas, antiinflamatorias, depurativas, antibacterianas y muchas más.

Es por ello que aquí recopilamos los mejores cinco beneficios de la sábila para nuestra salud.

Beneficios de la sábila.

1. Es alcalina

El Aloe reduce la acidez del cuerpo haciendo que el pH se mantenga bien balanceado.

Nuestro cuerpo debe mantener un equilibrio entre la acidez y la alcalinidad, pues un organismo con mayor acidez es más propenso a desarrollar múltiples malestares y dolencias como dolor en articulaciones, cefaleas, úlceras, alergias, asma y una lista bastante más larga. Incluso, se habla de que el cáncer inicia a partir de un cuerpo con elevada acidez.

Pero para mantener ese equilibrio que mencionamos al inicio, nada mejor que el consumo de alimentos y bebidas alcalinas como el jugo de Aloe vera, que reduce por mucho la acidez del cuerpo haciendo que el pH se mantenga muy bien balanceado.

2. Protege el aparato digestivo

El gel de Aloe vera ayuda a tratar y prevenir la formación de úlceras estomacales e intestinales al estimular el proceso de cicatrización, según investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Londres.

Sábila para la digestión.

Con ello, la sábila podría ser efectiva para personas sensibles de su tracto digestivo o para aquellas que consumen antiinflamatorios con frecuencia y producen úlceras como efectos secundarios. En la mayoría de los casos, estas lesiones internas requieren tratamiento quirúrgico, pero gracias a las propiedades y activos del Aloe, quizá en un futuro próximo pueda disminuir el porcentaje de pacientes que requieren de una operación.

Por si fuera poco, el Aloe vera también ayuda a regenerar la mucosa gástrica, a disminuir la acidez estomacal, a prevenir el estreñimiento, las infecciones estomacales, la colitis y el cáncer estomacal, a eliminar radicales libres y desinflamar el intestino, entre otras importantes funciones.

Casi todas las recetas empleadas para cuidar el estómago, son a base de jugos del gel de la sábila, acompañado con miel, limón o vinagre y alcohol.

3. Estabiliza la temperatura corporal

Para aquellas personas que suelen sufrir golpes de calor e inflamación por altas temperaturas, el Aloe vera es ideal, pues posee propiedades refrescantes y humectantes que estabilizan la temperatura corporal y que además, reduce por mucho los episodios de ira e irritabilidad que una persona con exceso de calor puede llegar a mostrar. Con esto podría decirse que la sábila beneficia en parte al sistema nervioso.

4. Cuida nuestra boca.

El jugo de Aloe vera es excelente para la salud bucodental.

Las investigaciones señalan que las enfermedades periodontales graves pueden desembocar en la pérdida de dientes, y el sarro dental es una de las formaciones más comunes en niños y adultos. Pues cabe mencionar que el jugo de Aloe vera es excelente para la salud bucodental.

Las propiedades concentradas en esta bebida, ayudan a prevenir el sangrado y la inflamación de las encías, además de que el poder antibacterial controla la cantidad de bacterias que producen sarro y mal olor. De igual forma, las llagas o aftas muestran mejora al entrar en contacto con el Aloe vera.

El gel de sábila puede ser aplicado directamente y por varias veces al día, a zonas con herpes labial, ya que alivia el dolor y mejora el aspecto.

Sábila para la boca y el cabello.

Sábila para la salud corporal.

5. Hidrata el cabello.

A veces olvidamos que el cuero cabelludo también es piel. La sábila es por excelencia, el mejor protector para la epidermis y con su uso frecuente podemos adquirir la humectación, el brillo y la suavidad que caracteriza a una piel sana, pero además, es posible tener los mismos resultados en nuestras fibras capilares, es decir, en el cabello.

La sábila humecta, suaviza y abrillanta el cabello seco.

Para toda persona con cabello seco que le genere comezón, con caspa o con un aspecto opaco, maltratado y sin vida, un tratamiento con Aloe vera será la mejor opción. Comúnmente se aplica el gel de sábila directamente sobre el cuero cabelludo para distribuirse hacia las puntas, pero existe más de una forma de aplicación donde otros ingredientes naturales pueden combinarse.

Muchos champús comerciales dicen contener sábila como ingrediente principal, pero no se recomienda su uso, pues los químicos añadidos pueden empeorar el estado del cabello ocasionando inflamación, irritación y acumulación de sales y otros compuestos agresivos.

Precauciones al usar la Sábila.

Pese a ser un ingrediente producido por la naturaleza, el Aloe vera debe ser consumido en dosis controladas para evitar efectos contraproducentes.

Si adquiere productos naturales hechos a base de sábila, lea detenidamente la etiqueta. Si su fuente es una planta cuidada en casa, se sugiere comenzar con pequeñas dosis.

Usos de la sábila para la salud.

Por ejemplo, una cucharadita de gel de Aloe será suficiente para nutrir un cabello largo. Para una quemadura en la piel, el gel debe ser aplicado hasta que cure el área. En el caso de inflamación intestinal, se recomiendan 100 ml dos veces al día solamente por cuatro semanas.

El uso del Aloe debe suspenderse cada determinado tiempo de acuerdo al tratamiento que se esté aplicando. Su uso continuo por largo plazo puede causar diarrea, problemas renales, calambres, entre otros padecimientos. Lo mejor es consultar al médico para aclarar dudas y reducir riesgos, especialmente si se consumen otro tipo de medicamentos recetados para otras afecciones.